Fisioterapia durante la recuperación pospartoFisioterapia obstétrica II

La recuperación durante el posparto siempre será progresiva y el organismo se normalizará tras los cambios sufridos durante el embarazo y el parto.

Si tu parto no ha sido por cesárea sino que has dado a luz por vía vaginal, es muy posible que tu suelo pélvico haya sufrido algún tipo de lesión. Un expulsivo largo, el uso de instrumental, la episiotomía… la musculatura pélvica se ve directamente alterada por el parto. Para algunas será un inconveniente temporal que irá desapareciendo, pero para otras marca el inicio de problemas de largo recorrido.

No obstante, independientemente del tipo de parto, es decir vía vaginal (natural) o por cesárea,  pueden aparecer diversas lesiones o disfunciones musculo – esqueléticas a corto, medio o largo plazo, como pueden ser: el dolor pélvico periparto, desviaciones de columna como la hiperlordosis o la hipercifosis que ocasionan dolor lumbar o dorsal, distensión o diástasis abdominal, hipotonía o hipertonía de la musculatura del suelo pélvico, cicatrices dolorosas, incontinencia urinaria o fecal, prolapsos o dolor en las relaciones sexuales, entre otras. Todas estas secuelas supondrán un importante menoscabo en la calidad de vida de la mujer.

¿QUÉ PUEDE HACER LA FISIOTERAPIA DURANTE EL POSPARTO?

En muchos países de Europa las mujeres reciben tratamiento de FISIOTERAPIA POSTPARTO.

En nuestro gabinete te ofrecemos una atención especializada y personalizada.

El/la fisioterapeuta especializada en Obstetricia realizará una valoración funcional de la mujer tras el parto, evaluando su postura, su pelvis, su abdomen y el estado de su suelo pélvico.

SIGNOS DE ALARMA SUSCEPTIBLES AL TRATAMIENTO DE FISIOTERAPIA

  • Pérdidas de orina en reposos o durante un esfuerzo (tos, estornudo, deporte de impacto).
  • Dolor lumbar o pélvico en reposo o durante el movimiento.
  • Bulto o prolapso a nivel vaginal.
  • Dolor en las relaciones sexuales.

El tratamiento de Fisioterapia consistirá en la aplicación de las diversas técnicas, como:

  • Tratamiento manual específico de suelo pélvico, trabajo de las posibles cicatrices.
  • Fisioterapia manual musculo – esquelética aplicada en posparto.
  • Ejercicios de reeducación del suelo pélvico, propiocepción perineal.
  • Ejercicios estabilizadores de tronco y pelvis, trabajo abdominal y reeducación postural.
  • Electroterapia aplicada, Biofeedback.
  • Pautas domiciliarias, corrección de hábitos y conductas.

Cuidarse a tiempo es prevenir las posibles complicaciones a medio y a largo plazo. Por lo que siempre recomendamos una valoración de fisioterapia posparto. Una vez valorados los elementos anteriormente descritos podemos realizar el tratamiento de fisioterapia individual en cabina  o el tratamiento en mini grupo en forma de gimnasia terapéutica para mamás & bebés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario